Con la llegada del otoño, la casa cada día se nota más fría. Se acerca la temporada de sacar las mantas del cajón del armario y preparar la calefacción antes de que llegue el invierno. Todos queremos calentar nuestro hogar de forma eficiente y económica, por lo que nos viene una pregunta a la mente:

¿Cuál es el mejor sistema de calefacción para mi hogar?
No existe una respuesta única para todos, pero sí que podemos tener ciertos factores en cuenta a la hora de escoger el mejor sistema de calefacción.

  • El tamaño de la casa: climatizar un hogar pequeño requerirá menos tiempo y energía.
  • El clima de la zona: la temperatura de la casa dependerá de dónde esté ubicada.
  • El precio: debemos tener en cuenta este factor en todas las instalaciones.
  • La instalación: a veces, por motivos externos, no se pueden instalar cierto tipo de sistemas.

TIPOS DE CALEFACCIÓN

Calefacción eléctrica
La calefacción eléctrica es de las más baratas, eficaces en climas más suaves y una buena opción para residencias pequeñas con buen aislamiento. Se puede instalar en cualquier hogar y no exige instalaciones de caldera. Por el contrario, consume más y el coste de la energía es mayor.

Calderas de gas
Las instalaciones de gas natural son la mejor opción si tu vivienda es fría y espaciosa. Entre sus mayores ventajas destaca que calienta toda la casa por igual, no reseca el ambiente y mantiene muy bien el calor. Es recomendable para climas más fríos y, además, es el más utilizado en España. Por contra, requiere de revisiones periódicas; en Amsi contamos con todos los servicios necesarios para proporcionarte comodidad.

Pellets
Eficientes y más ecológicas que los combustibles fósiles. Requieren de una limpieza semanal y necesita estar conectada a una salida de humos.

Aerotermia
Este tipo de calefacción es el más respetuoso con el medio ambiente y no sólo aporta calor, sino también frío y agua caliente. Ofrece energía de forma eficiente y a bajo coste, a pesar de que el coste inicial pueda parecer elevado. En Amsi te ofrecemos presupuesto de aerotermia de forma gratuita y sin ningún tipo de compromiso.


En conclusión…
Decir que existe un sistema de calefacción definitivo sería lanzarse demasiado, ya que depende mucho de las necesidades y variables de cada uno. Esperamos que, después de conocer las ventajas y desventajas de cada tipo de sistema, hayamos podido guiar tu decisión un poco más.

En Amsi somos expertos en instalaciones energéticas y te asesoramos a lo largo de todo el proceso.
Si deseas conocer más sobre la calefacción de gas o aerotermia, o tienes interés en instalarla en tu hogar, te lo ponemos fácil: llámanos al 900 831 674 o rellena nuestro formulario y nos pondremos en contacto contigo.

¡Síguenos en redes para saber más!
Instagram
Facebook
Twitter

A pesar de que el nombre asuste, el consumo fantasma es muy fácil de combatir. En este artículo encontrarás algunos consejos que pueden ayudarte a reducir tu factura de luz.

¿Qué es el consumo fantasma?
Se denomina consumo fantasma o standby al consumo de los aparatos y electrodomésticos que, sólo por estar conectados a la red, consumen energía y producen gasto.
El consumo en standby supone el 10,7% del total de los electrodomésticos, según un estudio realizado por el Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE).

¿Cómo podemos evitarlo?
Existen varios trucos que puedes hacer para reducir tu consumo fantasma y aprovechar mejor tu energía. Podríamos desconectar todos los aparatos cada vez que no los usamos, pero esta solución no es nada factible o cómoda. A continuación te damos algunos consejos que puedes poner en práctica:

  1. Apaga tus aparatos al irte de vacaciones
    Si te vas varios días fuera de casa, asegúrate de desenchufar de la red algunos electrodomésticos para evitar que gasten energía en tu ausencia. Algunos de los aparatos que más consumen en standby son: el ordenador, el router, la televisión, el aire acondicionado, e incluso la cafetera, el microondas o el horno.
  2. Utiliza regletas con varios enchufes
    Puedes utilizar alargadores que tengan varios enchufes y un botón, para así poder desconectar varios aparatos a la vez y volver a conectarlos fácilmente.
  3. Desconecta tus cargadores
    Al cargar el móvil o cualquier otro aparato, asegúrate de que desenchufas el cargador de la red una vez terminada la carga, ya que dejar el cargador conectado también consume energía.
  4. Al comprar nuevos electrodomésticos, consulta el consumo en standby.
    Algunos aparatos y marcas consumen más que otras, así que te recomendamos añadir este factor en tu decisión de compra para reducir el gasto.

¿Quieres ahorrar más en tu factura de luz?
Tanto si quieres pasarte a energías como el gas natural o fotovoltaica, como si quieres instalar una nueva caldera o calefacción, en amsisl.es podrás hacer tu propio presupuesto de forma gratuita y sin compromiso. Nosotros te ayudamos en el proceso y te recomendamos lo mejor para tu hogar.

Entra en nuestra web o llámanos gratis al 900 831 674